sábado, 4 de abril de 2009

Shanghai, a examen (y II)

Hoy traemos la segunda entrega de «Shanghai, a examen». Y es que además de Rocío Hernández, en la ciudad china también se encuentra Marc Lascorz que lleva en aquellas tierras desde agosto de 2008. Aterrizó para hacer un MBA en el CEIBS (China Europe International Business School) (www.ceibs.edu). Marc nos cuenta su opinión sobre la ciudad:

1. Lo mejor de Shanghai: que todo parece girar a su alrededor. Todo el mundo parece venir aquí ahora mismo o tener un amigo viviendo aquí. Si hasta me he encontrado por casualidad cenando con gente del mismo pueblo que mis padres.

2. Lo peor de Shanghai : Su enormidad. 20 millones de personas ocupan sitio. Ir de una punta a la otra de la ciudad requiere de varias horas, aún en coche y de noche.

3. Un lugar especial de Shanghai: Los paseos a las orillas del río, el Bund y Lujiazui. Desde el primero se ve la zona nueva, llena de rascacielos y es lo que define el skyline de Shanghai (mejor de noche). Desde Lujiazui se ve el Bund y sus edificios de la época de la colonia británica, con el imponente HSBC ahí plantado.

4. Que le falta a Shanghai: Mucho más transporte público. Metro y, sobretodo, trenes de cercanías que no requieran pasar por el centro.

5. Una palabra que defina a Shanghai: Enormidad y dinamismo.

6. La imagen que sugiere Shanghai para un extranjero: Antaño, seguramente la perla de oriente, con fumaderos de opio y mafias. Ahora, dinamismo y velocidad. Todo va a un ritmo vertiginoso (incluidos los taxistas) y, en un par de meses, te contruyen 10 pisos en un rascacielos.

7. La imagen que sugiere Shanghái para un chino: Modernidad y precios caros. Shanghai es la ciudad que marca tendencia en China. También sugiere un cierto esnobismo de sus habitantes, los Shanghaianeses (si se dice así en español) tienen fama de ser altivos.

8. La imagen que sugiere Shanghai para un nativo de Shanghai: El centro de su mundo. ¿Para qué ir a otro sitio, si aquí hay de todo?

9. La virtud que mejor define a los ciudadanos de Shanghai: Saben que Shanghai es grande, el chino es difícil y un extranjero es una alma más desvalida que un niño de pecho. Así que se prestan a ayudar (especialmente con la orientación) muy a menudo.

10. El defecto más define a los ciudadanos de Shanghai: su, al parecer, ignorancia del concepto de que hay un otro a quien tus acciones pueden molestar. Escupitajos a los pies (ayer mismo), empellones para entrar en el metro (sirva como ejemplo una vez una amiga fue devuelta al interior del metro por la masa, no puedo salir), situarse a 20cm, más o menos, en las taquillas del tren cuando estás comprando...

11. Un tópico falso sobre Shanghai: cuando llegué me esperaba unas aglomeraciones peores que las del metro de Tokyo en hora punta. Para nada, dentro de lo que cabe es una ciudad muy poco agobiante.

12. Alguna curiosidad de Shanghai: aquí está el transporte terrestre más rápido del mundo. El Maglev (tren de levitación magnética) que va al aeropuerto nuevo llega a una punta de 431 km/h. Claro, que para 30km quizá no hacía falta esto. Pero es muy curioso ver el contador de velocidad ponerse a 430 y apenas notar la velocidad.

13. Algo gastronómico que recomendarías: los xiaolongbao, que son una especie de bollos rellenos de albóndiga con caldo. En otoño, los cangrejos del lago (mejor hembra) son un manjar exquisito.

14. Algo cultural que recomendarías: la sede del primer congreso del partido comunista chino. Útil para entender un poco mejor de donde viene este país y algunas de las cosas que les hacer ser como son.

15. Algo nocturno que recomendarías: la vista de Pudong desde el Bund o, mejor, desde la terraza de algún bar del Bund.

16. Símbolo que distingue a Shanghai: seguramente, la torre de la perla de Oriente que definía hasta ahora el skyline de Shanghai. Ahora con el World Financial Center, una torre con forma de abrebotellas, quizá ya haya quedado un poco atrás.

17. Califica de 0 a 10 los siguientes aspectos de Shanghai:

– Oferta cultural: 5, aún ando dolido por la cancelación del concierto de Oasis (prohibido por la autoridad competente). Es una oferta bastante china en general, poco internacional.

– Oferta gastronómica: 7, hay de todos los rincones de China mucha y muy buena, pero flojea un poco en comida interncional (que suele querer decir, en un 50% de los casos hamburguesas).

– Carácter Internacional: 9, aunque se echa de menos precios chinos en lo que se refiere a lo "internacional".

– Vida nocturna: 6, hay mucho bar musical y discoteca, pero son precios más caros que en España (recuerdo que estamos en China). Y no hay espacio para bailar, los chinos salen a beber y los bares están adaptados a ello: todo lleno de mesas y sofás, apenas hay sitio para moverse.

– Gente: pongamos un 7. Las razones, ver arriba.

– Transporte Público: 5, aprobado raspado. Falta mucho por hacer, aunque están en ello. Obras hay a mansalva.

18. De 0 a 10 que nota darías a Shanghai en conjunto: en mi mundo personal, sobre el 7. Personalmente, una ciudad tan grande me abruma.

19. Lo que más echas de menos de España: aparte de que el pollo esté deshuesado y tenga carne (estoy convencido que las pechugas las utilizan de comida para perros), echo de menos disfrutar del mar. Ni buceo, ni navego ni puedo ir a dar un paseo por la playa.

20. Otras observaciones: Shanghai es una ciudad de contrastes. Hay edificios coloniales de ladrillo y piedra al lado de rascacielos de acero y cristal. Hay Lamborghinis aparcados en la puerta de algunos bares a 7 € la copa y en la calle de al lado, las casas no tienen baño. Puedes cenar 5 personas por 5 euros, o te pueden cobrar 80 por un plato de pescado al vapor.

1 comentario:

carlinhos braun dijo...

431 km/h!, en un trayecto de
30km!, qué tarda?, 2 minutos? el frenazo tiene que ser curioso, no?, jajaja